Renault Spider

Camiones, autobuses, prototipos, motos, bicicletas, vehículos industriales, etc
Baccara
Usuario Authentique
Usuario Authentique
Mensajes: 59
Registrado: 26 Mar 2009, 11:35
Vehículos: Renault Laguna III, Grand Tour 2.0 dCi Privilege, R 21 TXE, Clio II 1.2 16v Dynamique, Clio I 1.2.
Ciudad: Antequera ( Málaga)

Renault Spider

Mensajepor Baccara » 03 Abr 2009, 16:35

Buenas no se si poner el tema aqui.

Corría 1997 cuando apareció este artículo en el periódico elmundo...

No es el coche más rápido, y su equipamiento se distingue por no ofrecer absolutamente de nada. Para colmo, un elevado precio de venta y lo limitada que es su producción lo reservan sólo para unos pocos. Este panorama podría hacer pensar que el Renault Spider no sirve para nada. Si desde el punto de vista de la utilidad es verdad, no es menos cierto que pocos automóviles ofrecen a su conductor las sensaciones y emociones que proporciona esta espectacular barqueta biplaza a sus privilegiados ocupantes

La pasión se impone a la razón

El único objetivo de este espectacular deportivo francés es ofrecer el mayor disfrute en su conducción

Disfrutar. Sentir alegría o placer en cierto sitio o con cierta cosa. Gozar. Poseer. Esta definición se adapta perfectamente a las sensaciones que transmite el Renault Spider, automóvil cuyo único objetivo es satisfacer a los amantes de la conducción en estado puro. Los últimos tiempos nos han deparado coches más seguros, cómodos, equipados y respetuosos con el medio ambiente, pero se han perdido la emoción y la pasión de conducir en el sentido estricto de la palabra. Para los que ansían circular con un vehículo distinto y de forma diferente, ha nacido el Spider que, sin elementos superfluos, sólo ofrece elevadas dosis de disfrute al volante. Muchos pensarán que por 5,5 millones de pesetas debería incorporar elementos de seguridad tan en boga hoy día como el airbag o los frenos ABS; o de confort, como el aire acondicionado, la dirección asistida o los elevalunas eléctricos. Nada más lejos de la realidad, puesto que el Renault Spider, por no tener, no tiene ni techo ni cristales laterales.

Su espectacular carrocería deja clara su vocación de automóvil deportivo sin concesiones.



Las generosas tomas de aire laterales delatan la implantación mecánica. No necesita ni techo ni ventanillas laterales.
La parte delantera, con el inclinado parabrisas, los faros encapsulados y el capó en pronunciado declive, propicia el que recuerde poderosamente a los vehículos de competición. El lateral mantiene la agresividad en las formas; los bajos de la carrocería están pintados en color gris plomo y enlazan con la generosa toma de aire que, además, delata la ubicación central del motor. Por último, la zaga contribuye a su original aspecto con cuatro faros circulares de enormes dimensiones. Estas características, complementadas con unas medidas que destacan por la escasa altura del coche -el punto más elevado es el arco de seguridad que protege en caso de vuelco- y por su anchura, potencian su diseño deportivo, que se acentúa aún más por las grandes llantas de aleación de cinco brazos. Bajo este envoltorio se esconde un elaborado chasis realizado íntegramente a base de aluminio. Este material ha sido elegido para su construcción porque permite un ahorro de peso cercano al 40% en relación a uno de chapa de acero, además de tener una resistencia mucho mayor. La dieta de adelgazamiento llevada a cabo en el Spider ha incluido también a los paneles de la carrocería, que se han confeccionado con materiales compuestos.

Nada convencional.

La disposición de los elementos mecánicos responde al heterogéneo planteamiento del modelo. El motor central, ubicado transversalmente, asegura un inmejorable reparto del peso, así como un bajo centro de gravedad. No hace falta decir que, como buen deportivo, la tracción es a las ruedas traseras, mientras que las suspensiones provienen directamente de las que se utilizan en los monoplazas, al contar con dos triángulos superpuestos en ambos trenes. En cuanto al equipo de frenos, y para asegurar una capacidad de deceleración de primer orden, se ha recurrido a los discos y pinzas que montaba el desaparecido Alpine A 610 Turbo. Si todas estas peculiaridades ya alejan a este Renault de un automóvil convencional, al ponerse al volante las distancias aumentan entre uno y otro.



De carreras. Motor central, suspensiones de doble triángulo y chasis de aluminio son sus principales ingredientes
En primer lugar porque para acceder al habitáculo, apto únicamente para dos personas, nos encontramos con unasorpresa. ¿Se han olvidado de la manecilla para abrir la puerta? En realidad no existe tal manecilla. Para entrar, y dado que tampoco hay ventanillas laterales, tenemos que introducir el brazo en el habitáculo y accionar el mando situado en el interior de la puerta. Una vez hemos hecho uso de este mando, el Spider nos vuelve a sorprender, ya que la puerta se abre con un movimiento deslizante hacia adelante y pivotando en forma ascendente. Este espectacular sistema, empleado por fabricantes de superdeportivos tan exclusivos como Lamborghini, Bugatti o McLaren, no presenta el menor problema, aunque sí limita el espacio disponible para entrar y salir del vehículo.

Instalados en el magnífico asiento, un baquet de competición, llama la atención lo sobrio y espartano que es el interior. Como si de una motocicleta se tratase, tras el pequeño y deportivo volante están dispuestos tres relojes circulares que nos informan sobre la temperatura del agua, la presión del aceite y las revoluciones del motor. En la parte central del salpicadero, y bajo una visera para evitar reflejos, se ubica un display digital, idéntico al que equipa el Twingo, que ofrece datos sobre la velocidad máxima, el nivel de combustible y los kilómetros recorridos. En la consola central tan sólo nos distraen dos botones: el del warning y el de la luneta térmica. No, no es una equivocación, es que este último mando, y a falta de cristal trasero, sirve para desempañar el delantero, puesto que el equipamiento del Renault Spider no incluye ventilación, salvo la del viento. Bajo ambos mandos se encuentra un pequeño panel con los principales testigos luminosos. Aún más abajo, se halla una chapa de aluminio con la inscripción de Renault Sport y la palanca de cambios, con el pomo de aluminio. Precisamente este material recubre buena parte del interior, ya que una banda recorre a lo ancho el cuadro de mandos, y también tiene su aplicación en el marco del parabrisas y en la parte baja del habitáculo, incluyendo los pedales. Estos, para lograr una buena posición de conducción, cuentan con regulación longitudinal, al igual que el asiento.

Motor conocido.

Antes de iniciar la marcha nos asalta otra duda. ¿Dónde está el cinturón de seguridad? Como en el Spider todo es distinto, ya casi por acto reflejo buscamos entre los dos asientos. Y ahí está. Al girar la llave de contacto se escucha a nuestra espalda el ronroneo del motor, un viejo conocido, puesto que se trata del propulsor de dos litros de capacidad que, con 16 válvulas y 150 caballos, anima actualmente a la versión más potente del Mégane Coupé y que antaño sirvió para la realización del Clio Williams. El tacto del pedal del embrague, duro y de corto recorrido, nos recuerda que estamos al volante de un deportivo sin paliativos. A esta impresión también contribuye la dirección, que, sin asistencia alguna, obliga a esforzarse para mover las ruedas en parado, y el cambio, cuyo recorrido de palanca es mínimo pero muy preciso.

Reacciones vivas.

Un sonido metálico, como en los coches de carreras, acompaña al movimiento para insertar la primera. A partir de ese instante las sensaciones se multiplican.


El Renault Spider es un deportivo sin concesiones. Su carrocería emana agresividad por los cuatro costados.
La progresividad del motor para subir de vueltas invita a ir cambiando de marcha, y en el momento de frenar hay que esforzarse. La ausencia de servofreno y el duro accionamiento del pedal obligan a presionarlo con fuerza y tesón para detener al Spider. Una vez en marcha, la rápida y precisa dirección nos hace olvidar la falta de asistencia; un leve movimiento de las manos y el coche va por donde uno quiere. La dureza de la suspensión se agradece a la hora de rodar deprisa por carreteras de buen asfalto, aunque puede llegar a plantear problemas con los empastes si tratamos de conocer las cualidades de esta barqueta biplaza en una carretera bacheada. Las curvas enlazadas son el terreno preferido por este modelo, y su conducción un completo ejercicio físico para mantenerse en forma. En cualquier caso, las manos deberán estar siempre sobre el volante, puesto que la menor irregularidad se transmite con fidelidad a la dirección en forma de cambio de trayectoria, situación que puede provocar algo más que un susto. El alto grado de estabilidad otorga una enorme seguridad, aunque puestos a explorar sus límites hay que estar atentos y responder con pericia, ya que sus reacciones son algo bruscas.

No se puede dejar de mencionar el impacto visual que supone para peatones y conductores el ver por la calle un coche como el Renault Spider. Desde luego, es imposible pasar inadvertido. No hay dónde esconderse en su interior, algo que los potenciales clientes de modelos de este tipo también valoran. Aunque se trata de un automóvil emocional, Renault tampoco ha descuidado algunos aspectos prácticos: el maletero, que se abre mediante un interruptor oculto bajo la puerta del conductor, tiene sitio para llevar un neceser, muy útil para peinarse después de utilizar el coche. Además, acoge un maletín que hace las funciones de una rueda de repuesto, dado que incorpora un completo equipo antipinchazos. Un paraguas para circular cubierto, siempre y cuando no superemos los 90 km/h., una funda para tapar el habitáculo y un portamaletas sobre el capó trasero, son las otras concesiones del Spider a la funcionalidad. El único rival real del Spider es el Lotus Elise, coche que, aunque sólo cuenta con 120 caballos de potencia, consigue mejores cifras de aceleración debido a su menor peso. Ninguno de los dos nos defraudará si lo que buscamos es diversión a raudales. El modelo británico es 700.000 pesetas más barato, pero el francés tiene, sin duda, una carrocería mucho más espectacular y llamativa.



Con la aparición en el mercado del Renault Spider, el fabricante francés instauró, desde el año pasado, un trofeo para circuitos que coincide con los grandes premios de Fórmula 1 en Europa, de forma que sirve como carrera telonera entre el warm-up y la salida de la carrera de la fórmula reina. La participación en el Trofeo Spider está abierta a conductores y conductoras de cualquier nacionalidad, invitados por Renault y sus filiales, con la única condición de que estén en posesión de la licencia internacional de pilotos. Para seleccionarlos, Renault inspecciona cada una de las inscripciones recibidas, dando el visto bueno dependiendo del palmarés de los interesados en participar. El reglamento técnico que se ha establecido para este tipo de competición es muy estricto. Los Spider que participan en estas carreras están desarrollados y entregados a los pilotos conforme al reglamento del Trofeo, en el que se exige la caja de cambios de relación cerrada de seis marchas; las suspensiones, más rígidas; y el motor, que gracias al empleo de una electrónica diferente a la de serie, tiene 200 caballos de potencia. Además, se sustituyen los neumáticos de calle por slicks (lisos) de los que se emplean habitualmente en competición. La seguridad está encomendada a unos arcos antivuelco que, formando una auténtica jaula, protegen plenamente al piloto en caso de accidente.

Renault Sport destaca a cada reunión de su Trofeo Spider un camión de asistencia técnica para ayudar a los participantes. En él se pueden adquirir las piezas de recambio necesarias. Los premios que se reparten cada año suman casi 100 millones de pesetas, destacando el premio final para el vencedor, que es un Renault Spider o su valor en efectivo. Para llegar a estas sumas, cuenta con una serie de patrocinadores fijos que, además, colaboran con Renault para suministrar accesorios y premios a lo largo de la temporada. La primera carrera del año coincidirá con el Gran Premio de San Marino de Fórmula 1, el próximo día 26 de abril.


Un automóvil como yo digo personalmente, SOLO LO PUEDE HACER RENAULT.

Imagen

Avatar de Usuario
miguel
Usuario Sport GT
Usuario Sport GT
Mensajes: 4012
Registrado: 10 Ago 2008, 13:55
Vehículos: Renault Megane I 1.9 dti del 2000
Ciudad: Palencia

Re: Renault Spider

Mensajepor miguel » 03 Abr 2009, 16:48

Gracias por el aporte Baccara.


Baccara escribió:Buenas no se si poner el tema aqui.


De momento creo que esta bien aquí pero si tu, otros usuario o yo nos animamos a recopilar información de los prototipos y coches "raros" de Renault se puede crear una sección nueva...

Avatar de Usuario
miguel
Usuario Sport GT
Usuario Sport GT
Mensajes: 4012
Registrado: 10 Ago 2008, 13:55
Vehículos: Renault Megane I 1.9 dti del 2000
Ciudad: Palencia

Re: Renault Spider

Mensajepor miguel » 23 Jun 2009, 18:19

[url-youtube]http://www.youtube.com/watch?v=1-nyo528XHo[/url-youtube]

Avatar de Usuario
miguel
Usuario Sport GT
Usuario Sport GT
Mensajes: 4012
Registrado: 10 Ago 2008, 13:55
Vehículos: Renault Megane I 1.9 dti del 2000
Ciudad: Palencia

Renault Sport Spider N"0409

Mensajepor miguel » 08 Sep 2009, 12:20

Renault Sport Spider N"0409

[url-youtube]http://www.youtube.com/watch?v=MSPOgYbz8og[/url-youtube]

elsebax
Usuario Authentique
Usuario Authentique
Mensajes: 29
Registrado: 10 Jun 2010, 10:09
Vehículos: R-12 E30 GolfMK2
Ciudad: Madrid

Re: Renault Spider

Mensajepor elsebax » 19 Jun 2010, 13:23

pues lo tiene un vecino mio, os pongo fotos tambien!

Mira que lo sacaron hace años, y me sigue pareciendo un coche moderno, y acojonante!


Imagen

Imagen

Avatar de Usuario
CAR
Usuario Privilege
Usuario Privilege
Mensajes: 686
Registrado: 01 Mar 2012, 18:05
Vehículos: renault laguna III initiale 2.0 175 cv 2008 negro nacarado - renault modus privileg 1.5 dci 85 cv azul turquesa 2005 - citroen ax
Ciudad: valladolid
Ubicación: laguna initiale 2.0 dci 175cv

Re: Renault Spider

Mensajepor CAR » 10 Mar 2012, 14:03

elsebax escribió:pues lo tiene un vecino mio, os pongo fotos tambien!

Mira que lo sacaron hace años, y me sigue pareciendo un coche moderno, y acojonante!


Imagen

Imagen

muy chulo, no lo recordaba este modelo, la verdad que tiene que estar muy bien :thumbsup:
Un saludo.

Avatar de Usuario
NSG
Usuario Dynamique
Usuario Dynamique
Mensajes: 417
Registrado: 02 Nov 2014, 16:56
Vehículos: Renault Mégane Limited Edition Berlina 1.2 115cv 2014 Gris Casiopea
Ciudad: Zaragoza
Fotos de mi coche: http://www.rwf.es/mi-megane-1-2-115cv-t19221.html

Re: Renault Spider

Mensajepor NSG » 02 Feb 2015, 12:02

elsebax escribió:pues lo tiene un vecino mio, os pongo fotos tambien!

Mira que lo sacaron hace años, y me sigue pareciendo un coche moderno, y acojonante!


Imagen

Imagen


Esta muy guapo! :thumbup:
Saludos.

Héctor
Usuario Authentique
Usuario Authentique
Mensajes: 79
Registrado: 27 Abr 2011, 23:35
Vehículos: Renault megane 3, año 2010, azul, dci
Ciudad: Valladolid

Re: Renault Spider

Mensajepor Héctor » 02 Mar 2015, 12:44

yo me acuerdo que lo vi en el ifema de madrid y me encanto... pero no lo volvi a ver....

talleronlinebcn
Usuario Access
Usuario Access
Mensajes: 2
Registrado: 16 Feb 2017, 18:40
Vehículos: Renault Megane 1.9 dti
Ciudad: Barcelona

Re: Renault Spider

Mensajepor talleronlinebcn » 29 May 2017, 12:30

Pues cuando era pequeño había debajo de mi casa una renault que lo tuvo allí expuesto casi dos años. Venia gente a probarlo allí, y era brutalmente impresionante jjjj lo mismo le pasaba a otro amigo mío con el spider de la opel, que compartían nombre y estilo... benditos modelos


Volver a “Otros Vehículos Renault”

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado